El método Monje: una técnica para mejorar la concentración y la productividad
Jan. 17, 2024

El método Monje: una técnica para mejorar la concentración y la productividad


Una tendencia basada en adoptar  una actitud con la que todos tus sentidos están comprometidos con una tarea. En este sentido, se adopta la práctica de aislamiento y autodisciplina de los monjes. 

Los monjes eligen vivir en reclusión y silencio porque es una forma que les ayuda a concentrarse en los pensamientos internos y alcanzar un estado de atención plena, alejándose de cualquier tipo de distracción.

Con la vida laboral actual y la cantidad de distracciones a las que estamos sometidos: mails, redes sociales, videollamadas, videos…nuestra capacidad de concentración y atención plena es difícil. Una persona al día puede tener hasta 6.200 pensamientos en un solo día, según determinó una investigación sobre el cerebro humano publicada en la revista Nature Communications.



¿Qué es la procrastinación?

Esta nos afecta a todos. ¿Quién no se pone excusas cuando tiene por delante una tarea que no le gusta demasiado y se dedica a hacer otras que le son más placenteras? Es normal. Todo el mundo procrastina.

Sin embargo, cuando esto se vuelve demasiado recurrente es cuando se califica a las personas de procrastinadoras. Este comportamiento se refiere al hecho de postergar las responsabilidades y reemplazarlas por otras tareas menos importantes.

Como consecuencia, se produce una situación de culpabilidad y estrés negativa para quienes procrastinan. Sin embargo, no se trata de una cuestión de holgazanería, el cerebro de estas personas tiene parte de culpa.

Monk Mode es una técnica que se inspira en la vida de los monjes que se dedican por completo a sus prácticas espirituales y de aprendizaje, eliminando todas las distracciones y compromisos mundanos.

De manera similar, aplicar esta técnica en la vida implica desconectar todas las distracciones, enfocándose en una tarea específica y evitando cualquier cosa que pueda desviar de la intención inicial.

El método desafía la cultura de la multitarea que prevalece en la sociedad actual. En lugar de dividir la atención entre varias tareas, propone abordar una tarea de cada vez.

 

Cómo Implementar el Modo Monje

1. Desconexión Digital:

Desactiva las notificaciones en dispositivos móviles y computadoras.

Considera establecer momentos específicos para revisar correos electrónicos y redes sociales.


2. Espacio de Trabajo Limpio:

Organiza tu espacio de trabajo para minimizar distracciones visuales.

Mantén solo las herramientas esenciales a la mano.



3. Establece Horarios de Trabajo Focalizado:

Dedica bloques de tiempo específicos para tareas que requieren máxima concentración.

Evita multitareas durante estos períodos.

4. Usa Herramientas Analógicas:

Emplea cuadernos, planners y otras herramientas físicas para planificar y tomar notas.

Reduce la dependencia de aplicaciones digitales durante el Modo Monje.



5. Establece Límites de Tiempo:

Define límites claros para el tiempo dedicado al trabajo concentrado.

Incorpora pausas cortas para mantener la frescura mental.


6. Prácticas de Mindfulness:

Introduce técnicas de mindfulness o meditación para mejorar la concentración.

Fomenta la conciencia plena en cada tarea.


7. Comunicación Clara:

Informa a colegas o familiares sobre tus períodos de Modo Monje para evitar interrupciones innecesarias.

Establece expectativas claras sobre la disponibilidad durante esos momentos.

“El modo monje implica dos procesos mentales. Uno, concentrar mi atención y dos, instalar una conducta de concentración, lo cual es muy positivo”.

 

Otras formas de aumentar la productividad

Son muchas las técnicas que los especialistas proponen para conseguir aumentar la concentración y la productividad. Entre ellas, se encuentran:

Pomodoro

Es un método para mejorar la administración del tiempo dedicado a una actividad. Se basa en trabajar en bloques de tiempo, que suelen ser de 25 minutos, seguidos de un breve descanso. Después de varios ciclos, se toma un tiempo más largo de descanso. Se trata de realizar pausas regulares para mantener la concentración y prevenir el agotamiento.

 

GTD

Se basa en organizar tareas en listas y categorías, priorizan voy definiendo acciones específicas para cada tarea. A diferencia del Monk Mode, GTD no implica un aislamiento extremo ni un enfoque intensivo en un objetivo.

 

Eisenhower

Es una herramienta de gestión del tiempo para distinguir las tareas que deben resolverse lo más pronto posible y las que pueden posponerse, delegarse a otro responsable o, incluso, eliminarse de la lista de pendientes.

Clasifica las tareas en cuatro cuadrantes según su importancia y urgencia, lo que ayuda a priorizar y tomar decisiones sobre qué tareas hacer antes.

 

Técnica de los dos minutos

Se basa en completar inmediatamente tareas que tomarían dos minutos o menos en vez de postergarlas. El objetivo es evitar la acumulación de tareas.



Implementar el Modo Monje puede ser transformador en un mundo saturado de distracciones digitales. Al adoptar este enfoque, puedes redescubrir la productividad y la paz mental en tu vida diaria. Considera incorporar gradualmente esta técnica en tu rutina para experimentar sus beneficios a largo plazo.

 

¡Prepárate para alcanzar nuevos niveles de concentración y rendimiento!


Do you want to share this article?

Comentarios

More interesting articles